domingo, 2 de octubre de 2011

Cuento chino

Holaaaaa! Amigas lindaaas!
Hay alguien por ahi? Hola?
Y sí, estuve mucho tiempo alejada del blog. Y si no hay nadie, me lo tengo merecido.
Pero no saben lo bueno que fue este stand by para mi crecimiento.
Hubo de todo! Bajadas, subidas, estancamientos, aceleraciones... todo rápido y todo lento.
Fue como entrar a un parque de diversiones y pasar por todos los juegos en menos de 1 hora. Por la casa de los espejos (todo se distorsiona), por el tren fantasma (miedos y mas miedos) por la Taza Loca (mareos de felicidad) por la Montaña Rusa (me causa risa o me río de puro miedo?) por la hamaca voladora (el placer de volar)...
Asi fueron las emociones que estuve viviendo.
Y hoy estoy en una especie de "a la orilla de un río en calma chicha"

Tengo mucho para compartir con ustedes, que no cabe en un solo post, cansaría!
Por eso hoy comparto mi colaboracion en la Maraton de Lectura que realicé en la escuela de mi hijo Mateo.
La lectura en mi vida fue y es muy importante. Imaginense aprendi a leer a los 3 años y mi carrera inconclusa (algun dia, algun dia) en la Facultad es Licenciadad en Edicion Editorial. Asi que todo evento que trate sobre los libros ahi me tiene, alentando a la lectura.
Por mi parte preparé la recreacion de un cuento de Ema Wolf que se llama Cuento Chino y justamente utilicé sombras chinas para narrarlo.
Preparé todo junto a mi suegra. La mañana del día señalado partimos las dos con almas de niñas en un autito que se convirtió en carro de circo de tantas cosas que llevábamos, luces, pequeño escenario, telas chinas, figuras, sombrillas, cables, puff, etc.
A los chicos les encantó. El mejor sensor para darse cuenta de esto? Durante todo el relato quedaron en silencio y colaboraron en hacer el ruido de tropas de caballos, tocar tambores cuando entraba el ejercito y cosas asi. Pero pasaban del bullicio participativo al silencio atento. No saben lo felices que estabamos con mi suegra! Fue tan pero tan emocionante ver que recibian abiertamente aquello que con tanto amor habiamos preparado.
Basta de chachara. Aqui les dejo unas fotos




Besos

8 comentarios:

Noelia dijo...

La verdad... no cansa para nada! con decirte que hasta me emocioné imaginando toooodoooo lo que contaste :)
Feliz por tu regreso al mundo blogeril :p

Buen finde!

Moni dijo...

Cómo va a cansar? Una maravilla que hayas podido compartir con tu hijo esta maratón de lectura!!! Tambien participamos en mi jardín!!! Es maravilloso!! Te felicito por la producción del cuento!! Me dan ganas de verlo y escucharlo!!!
Bienvenida!!
Moni
www.reciclaresrevivir.blogspot.com

Mrs Knitaddict dijo...

Roxana querida, que emocion escucharte (o leerte), lo bien que has pasado entreteniendo a ninos! Y tu suegra que formidable de seguirte en tus aventuras.Seguro que los ninos disfrutaron mucho tus relatos y ese teatro.Mateo habra quedado feliz y orgulloso de su mami.
Me alegra que hayas vuelto, siempre pienso en ti.
Besos,
Dolly

Valeria dijo...

Que lindo que hayas compartido con tu hijo ese momento quento!!! Te cue amo los libros y ahora casi con 40 años estoy estudiando en la Facultad del Litoral(en Santa Fe) a distancia Bibliotecaria.
Besote y un placer leerte.

Lilita's dijo...

Que bonito, me gusto mucho tu relato, saludos desde El Salvador :D

Jud dijo...

Enhorabuena por tantas emociones vividas! Ayy, como me hubiese gustado estar en la ultima banquilla acaso de tu presentacion, me encanta el teatro, las marionetas, leer!! tu narracion de lo sucedido me tuvo pendiente de la pantalla y las fotografias mgicamente maravillosas.
Un Gran abrazo amiga.

Andrea dijo...

Estamos, estamos!

Maria dijo...

Felicitaciones. me encanto lo de la obra, fui mestra y es hermos ver las cara de los nenes la expresiones , eso paga todo el esfuerzo. son tan siceros y expresivos que es increible.
Y ahora entiene porque siempre me atrapan tus narraciones. sos una genia

google-site-verification: googled1188426e4110c16.html

LinkWithin

Related Posts Widget for Blogs by LinkWithin
copyright: © 2007 2008 2009 2010, 2011 Rosana Plaza

Todos los derechos reservados.